Estatuas de sal

enero 17, 2017

El camino
parece decorado
por líneas contínuas
que simulan
blancas estatuas
de sal ;
y uno sin saber
sí el camino
es camino ,
sí las estatuas
son de sal .

Los árboles
componen
la sinfonía
de las hojas
y sus ramas
mecidas
por el viento ;
ellas se cimbran
caprichosas ,
livianas ,
venturosas ;
entre el verde
y el amarillo
de la tarde ,
en el aire ,
y en la mar
de fondo :
en el susurro .
en el ruido ,
el sound ,
en el “maléfico”
sound .

En la melodía
destellos ,
matices
y campanas.

Un día
esos blancos
espectros
obsesivos
se borrarán
junto contigo ,
y esas estatuas
migrarán ,
aburridas
y amargas ,
hacia otros
caminos ,
carentes
de tiempo
y de lugar .

Tango :
Más frágil
que la sal ,
esta historia
es de cristal ,
y un día
se trizó
linda y fatal .
Y ,¿Nunca más? ,
nunca más ,
como en el tango ,
la canción ,
o en una pobre
ilusión .

Farsa :
Aquí ni idea
de la fórmula
química
de la sal ,
de la nostalgia
o de los caminos.
Menos aún
del “maléfico”
final …


Superstición

agosto 10, 2012

Cuida tu razón y no la expongas
demasiado, nunca pienses tanto,
el límite entre la fe y la razón
es difuso como un sulfúrico
cielo y manto que va envolviendo
los sentidos y las formas
y te embriaga caprichosamente
como un excitante licor …

Espléndidas flores cubren
los campos germinales
de la mente y tu cerebro
sucumbirá ante la fragancia
exquisita de sus simetrías
de sentimiento y de pasión ;
la felicidad de la creencia
bien puede seducir a la razón
y entregada , ésta , se inclina
y cede la primacía nominal
de la posición y su estructura
en aras de una reconfortante
serenidad , y se repliegan
las cosas hacia el mundo
de la ideas y no hay criterio
válido para establecer verdad alguna ;
y en una segunda infancia venturosa
juegas contigo mismo y sueñas ,
mientras feliz y pleno , definitivo ,
ingresas al embarazoso y fatal
estadio de la superstición .


Prometeo

mayo 25, 2012

Prometeo .

Desde las luces resbaladizas
de algún crepúsculo
libanés ,
salvadoreño
o chileno ,
cae su figura roja y contrita ,
víctima deslucida
de las herrumbres y los años ;
estuvo en Vietnam
y en Santo Domingo ,
fue hippie .
Nos saluda y nos guiña ,
parece desalentado
por nuestras contradicciones
y las del átomo ,
nos mira deslizarnos
por las grandes ciudades ,
participa en nuestras manifestaciones
y a pesar de todo
aparenta creer en un destino ,
una tarea histórica del ser humano ;
pobre hombre ,
la violencia que lo ha escogido
en todas partes ,
que lo asedia y nos cerca ,
que lo ejecuta allá en El Salvador hiriente ;
o esas balas buscadoras de entrañas
que lo encuentran en Santiago
cada tarde ,
son su verdadera historia ;
de Grecia
y los cubiles pestilentes
a las avenidas del siglo veinte ;
Prometeo ,
liberador ,
castigado ;
sobre las rocas , herido ,
una soledad terrible ,
un sueño desesperado .

Esta poesía fue escrita el año 1983 y en la versión siglo veinte del mito de Prometeo se citan conflictos y situaciones del mundo de la época , de la guerra civil en El Salvador , del conflicto en El Líbano y las protestas en Santiago ; ha pasado mucho tiempo y sin embargo los problemas siguen siendo los mismos , sólo van cambiando los escenarios y algunos actores … hay un Prometeo 2 …


Nocturno

abril 1, 2012

La noche alemana
de los cristales rotos
o la francesa
de san Bartolomé ,
la triste , la traicionera ;
o esa de los siervos reunidos
frente al castillo recuperando
el grano ; noches londinenses
de la blitzkrieg aérea ,
noche chilena de 1973 ;
fábula de huerto y cáliz ,
Babilonia y sus jardines
derrúmbandose una noche
sorpresiva , ardiendo
como una antorcha
en medio del desierto ,
lejos del río ;
noche del pensamiento ,
de los deseos , de las creencias .
La noche de Alejandría temblando
ante sus enemigos , contrita ;
noche bizantina y material ,
barroca , manierista ;
noche de Atenas ocupada
por Esparta , mercenarios
en la noche cartaginesa ,
noche innominable ,
original y póstuma ,
existencial o lírica ;
la noche de las flores ,
de los himnos ,
de los gritos ;
o esas otras expiatorias ,
punitivas , insomnes
como la noche del instinto .
Noche litoral ,
de acantilados
y despeñaderos ,
de mares
y escolleras ;
nocturno
de naves
audaces
y cursos
extremos …

Esta poesía es actual, del 2008 …


Día de difuntos

febrero 12, 2012

Aquellos que partieron
de repente
y nunca volvieron ,
que nos dejaron
cariacontecidos
y meditabundos ;
esos que no pudieron
avisar y pese a ello
se despidieron ;
no están , lo siento ,
ni el camposanto
ni en el cielo ,
simplemente se disgregaron
un día , desaparecieron ,
dejándonos perplejos
y llenos de pesar .

Si deseas , amigo ,
recordarlos ,
escribe unas palabras
en su nombre ,
cultiva algunas plantas ,
y no te olvides de regarlas
de tanto en tanto …


Palabras Africanas

noviembre 18, 2011

Poesía dedicada a mi muy querida amiga Cecilia Magni Camino , asesinada por agentes del estado chileno el año 1988 .

Allá en África te puedes sentir
muy bien como el más perfecto animal
y correr por las junglas y sabanas ,
por los desiertos interminables
y las lluvias torrenciales ,
recordar a Fanon y olvidarte de Mandela ,
del jet-set internacional de la caridad ;
rememorar a Biafra
y huir por los interminables
caminos del genocidio
en Ruanda o en Sudán ;
también puedes saber
que fuiste un primate
y colgarte de una rama
para desplazarte alegremente
una mañana ;
África fue Cartago y el apartheid ,
Bocassa y Patrice Lumumba ,
las viejas pirámides del Nilo
y sus ambiguos dones .
El Corazón de las Tinieblas .
Raptos masivos y esclavitudes ,
diamantes y metales preciosos ,
Miriam Makeba y Rimbaud ,
tambores y danzas ,
alfarería policromática ,
el barco ebrio de los traficantes
de esclavos , plantaciones
en América , algodón , café ,
plátano , negros y leones , hacendados ;
flora y fauna desatadas ,
mítico origen del homo homini lupus ,
un poema del viejo Hobbes ,
miles de satrapías desplegadas
en las arenas del Sahara ,
un viaje hacia timbuctú
para ser vendido por los tuaregs,
violencia militar en Lagos , Nigeria ;
Idi Amín Dadá
y la muerte en Uganda ;
los asesinos del desierto ,
muerte en Namibia ,
algo pasa en el Congo ,
hay guerra civil en Zaire ;
no es un safari el continente
sino más bien Somalia
y Etiopía mordiendo
los desollados vientos
de la sequía y el hambre .
Sé de antemano ,
que todos terminamos allí ,
en un rojizo crepúsculo de piedras
del Sáhara occidental
o en las selvas animistas de Kenia ,
no queda más que esa muerte africana
primaria ,esencial , precaria ,
signo radical de la humana condición
de nuestra absoluta africanidad .

Este poema recibe numerosas visitas y me representa muy bien .